domingo, 5 de diciembre de 2010

Rodrigo de la calle IV


Nueva visita a Rodrigo de la Calle, extreno de la nueva temporada y como siempre todo delicioso.
Tras haber asistido hace una semana a un curso impartido por Rodrigo donde presentaba los nuevos platos de esta temporada, me quedaron las ganas de degustarlo tranquilamente en su restaurante. Y eso hicimos hoy, un día de lluvia y frío en Madrid, día perfecto para una larga comida con vinito y larga sobremesa.
Como siempre en Rodrigo, el menú sobresaliente. Manteniendo esa mezcla de verduras de todos los tipos y aprovechando los productos de esta temporada degustamos el siguiente menú.
Tras el primer aperitivo de aceituna esférica, ya todo un clásico de este restaurante, pasamos a este segundo aperitivo, donde se presentaba un cruijiente de harinas ecológicas, y en el plato del fondo, crujiente de batata, mantequilla de cítricos y aceite de oliva.
Mientras tomas tu cervecita un agradable aperitivo, sobre todo la mantequilla de cítricos.
Este fué el primero de los entrantes, que en un día como hoy, resulta muy agradable para que el cuerpo entre en calor.
Caldo de perdiz, el plato se presenta con una yema de huevo, pechuga de perdíz y una quenelle de otras partes de la perdiz, picadita. Ya con la guarnición en el plato, se sirve la sopa de perdiz al jerez.
Muy agradable el caldo y con un toque de especias. sinceramente muy logrado
El segundo de los entrantes es un cremoso de patata con huevo a baja temperatura, niscalos y cubierto de un crujiente de harinas ecológicas.
Esta una de las muchas variaciones que Rodrigo presenta según la temporada. En este caso, sobre el fondo del plato se ponen las setas con un ligero fondo de carne, luego el huevo y lo cubre todo con el cremoso puré de patatas, para acabar poniendo el crujiente de tapa.
Y como no, un excelente arroz, está claro que este cocinero prepara los mejores arroces de Madrid. En este caso era un sencillo arroz de mejillones, donde además llevaba algunas verduritas con el arroz y un pequeño alioli de tinta de calamar.
El sabor y punto del arroz espectacular, como siempre.
El plato de pescado, en este caso consistía en un taco de bacalo a la brasa con unos niscalos, algunas verduritas y una piparra coronando el plato.
La combinación de los niscalos con el toque del ahumado de la brasa en el bacalao resulta muy agradable al palador. El punto del bacalao muy bueno y en los lados del plato se acompañaba de polvo de coliflor.
El plato de carne, era un steak tartar, pero muy ligero ya que apenas llevaba aderezo. Se presentaba la carne tal cual, picada, acompañada de varios tipos de mostaza y un pequeño granito de wasabi. El steak tartar, se coronaba de trufa blanca, que desprendía un agradable aroma. Como casi todos los platos de Rodrigo un plato con sabores muy limpios.
Y finalmente llegó el postre, el ya clásico tarta de queso. El fondo de la copa lleva dulce de leche, luego galleta triturada, por último el cremoso de queso y encima un ligero aire de cítricos.
Desde luego este postre no puede faltar en la carta. aunque con ansia espero la semana santa para probar esas maravillosas torrijas que prepara Rodrigo.
En conjunción, un menú excelente que en esta ocasión regamos con un esplendido  M de Mencia (2006) del Bierzo, un buen descubrimiento para estas Navidades.
Este año no ha podido ser, pero para el próximo año seguro que consigue la tan ansiada primera estrella michelín. De momento ya ha obtenido su primer sol de la guía campsa.
Mucha suerte Rodrigo.

Antigua Carretera de Andalucía 85 (Aranjuez)

Su página web: http://www.restaurantedelacalle.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario